Monumentos

Iglesia parroquial de San Martín. Construcción en sillería, datando su nave centra de finales del siglo XV y las laterales, torre, sacristía y portada del segundo tercio del XVI. Planta formada por tres naves de tres tramos y cabecera cuadrangular. Sacristía al norte de la cabecera. Torre a los pies de la nave central, con dos cuerpos de sillería e ingreso independiente. Orientada al sur y en el segundo tramo, portada bajo pórtico airoso, cubierto con crucería.

Tras un prolongado período de permanencia en pésimo esto, se restauró la cubierta, estando en la actualidad en un deplorable estado de abandono.

Ermita de San Roque. En el casco urbano, junto al frontón. Fue construida en época que no ha llegado a determinarse, y rehecha en 1969.

Planta rectangular, cubierta con cielo raso. Ingreso a los pies, bajo un esquemático pórtico de hormigón dominado por un campanil de un solo vano. Sirve para el culto parroquial y guarda las imágenes de San Roque -romanista, de fines del siglo XVI- y de las Santas Nunilo y Alodia, tallas realizadas en estilo rococó en 1815, así como un crucifijo clasicista del XVII.


Arquitectura civil.
De interés, algunas casas de arquitectura popular, combinando la madera y el adobe. Fuente de tres caños, con un mosaico harto estropeado que enuncia "Fuente de nuestras Santas compatriotas Nunilo y Alodia, naturales de Bezares".